R&R

El reciclaje de residuos electrónicos gana peso en la economía española

El 2021 generó un valor de 1.230 millones de euros y 21.300 puestos de trabajo
10.11.2022 Presentación del III Informe Anual de Recyclia en el EcoEncuentro 2022
La cantidad de unidades de aparatos puestos en el mercado (816,9 millones) registró un máximo histórico (+9,3%) en 2021./ Fuente: Recyclia.

El sector del reciclaje de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE), pilas y baterías generó un Valor Añadido Bruto (VAB) de 1.230 millones de euros en nuestro país en 2021, según el III Informe Anual de Recyclia sobre Tendencias en la industria del reciclaje de RAEE y pilas en España. Con esta cifra, el sector crece casi un 21% (20,9%), respecto a los 1.100 millones de euros contabilizados en 2019, y retoma su senda alcista tras la distorsión provocada por la pandemia en 2020.

Según el informe, el sector generó 21.300 puestos de trabajo a tiempo completo en 2021 (+12,1%, respecto a 2019) e incrementó un 16,4% su contribución a las arcas públicas del Estado, pasando de 176 millones de euros en 2019 a 205 millones de euros en 2021.

José Pérez, consejero delegado de Recyclia, ha señalado: “Estas ratios evidencian la robustez del modelo de gestión basado en los sistemas colectivos. El crecimiento que hemos experimentado –añade Pérez– nos afianza en la denominada economía verde, pero también nos permite seguir ganando peso en el cuadro económico nacional por nuestra importante capacidad de generar empleo. Además de una enorme satisfacción, -termina diciendo Pérez–, estos datos deben ser considerados de alto interés en una coyuntura económica que, además de incierta, busca nuevos modelos y políticas económicos con el imperativo de la sostenibilidad”.

España, por encima de los objetivos europeos

En lo que se refiere a las cifras, tanto de aparatos electrónicos y pilas puestos en el mercado como de gestión de sus residuos, el informe analiza los últimos datos disponibles correspondientes a los años 2021 y 2019, respectivamente. En el caso de los primeros, el informe refleja los cambios sociales y productivos derivados de la pandemia y la transformación digital. Así, la cantidad de unidades de aparatos puestos en el mercado (816,9 millones) registró un máximo histórico (+9,3%) en 2021. Este crecimiento fue empujado por el segmento doméstico con 656,6 millones de unidades, (+12% respecto a 2020). Por su parte, el segmento profesional decreció un 0,6% en unidades y un 6,1% en volumen.

En cuanto a la recogida, el último dato disponible es de 2019, con 371.000 toneladas de aparatos electrónicos. Esta cifra supone un incremento interanual del 11,6% y representa el 55% de las toneladas puestas en el mercado, en promedio, en el trienio anterior, superando ampliamente el objetivo establecido por la Unión Europea del 45%. Cabe destacar que España se sitúa por encima de la media de la UE (48,5%) y aventaja a economías como la alemana, la francesa o la italiana.

Por lo que se refiere a pilas, baterías y acumuladores, en 2021 alcanzaron los 702 millones de unidades (16.659 toneladas) puestos en el mercado, lo que representa incrementos del 15,6% en unidades y del 11,3% en peso. Por lo que se refiere a la gestión de estos residuos, en 2019 se gestionaron 240.700 toneladas, segundo máximo en el periodo 2010-2019.

El nivel educativo explica la tasa de reciclaje de un país

Esta tercera edición del informe de Recyclia ahonda, por primera vez, en ciertos aspectos sociológicos del reciclaje, siendo muy determinante el nivel educativo. De hecho, apunta que un incremento de un punto porcentual de la población con educación superior impacta en un crecimiento de 0,63 puntos de la tasa de reciclaje. Para este cálculo, el informe ha tomado como referencia un estudio desarrollado en 26 países europeos, atendiendo a su población, nivel de estudio y toneladas de residuos recicladas. Asimismo, el informe establece que el gasto por hogar en aparatos electrónicos aumenta 0,68% por cada 1% de incremento de su renta.

Vectores para el crecimiento

Según el informe de Recyclia, el auge de la micromovilidad y de vehículos eléctricos, el sector fotovoltaico y las oportunidades que brindan los fondos Next Generation son vectores claros que empujarán el crecimiento del sector. Respecto al primero de ellos, además de los automóviles eléctricos, el auge del uso de bicicletas eléctricas urbanas y MTB, patinetes y motocicletas incrementará notablemente el flujo de residuos de sus baterías. De hecho, en 2020, la fundación Ecopilas, administrada por Recyclia, gestionó un 67% más de toneladas de baterías de movilidad eléctrica que en 2019, de las cuales el 54% ya provenían de vehículos de la categoría de micromovilidad.

El crecimiento del flujo de estos residuos impone al sector el desafío de innovar en tecnología para optimizar su tratamiento. A este respecto, cabe señalar que Ecopilas participa en el proyecto Batraw que, con fondos provenientes del programa Horizonte Europa, investiga en dos direcciones: la creación de procesos semiautomáticos para manipular y separar los componentes de las baterías eléctricas, y el desarrollo de procesos hidrometalúrgicos para extraer los materiales contenidos en la masa negra de estas.

Respecto al mercado fotovoltaico, se espera que la potencia instalada en España supere los 20 GW este año. De continuar los crecimientos de este tipo de instalaciones, tanto de plantas de suelo como de autoconsumo, se podrán alcanzar los 39,7 GW antes de 2030, objetivo marcado por el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima. Todo ello ha desbordado las previsiones e implicará cambios en la generación de los flujos de estos residuos, favoreciendo el despliegue de capacidades para reciclar estos aparatos. Aunque el flujo de este tipo de residuos es aún reducido debido a su prolongada vida operativa, la fundación Ecoasimelec, integrada en Recyclia, prevé que en 2022 gestionará más toneladas de paneles fotovoltaicos que en el periodo 2018- septiembre 2022 (2.200 toneladas). 

Por último, el informe apunta a los fondos europeos Next Generation como uno de los factores de crecimiento del sector. En este sentido, señala a los programas Moves, ligados a la movilidad eléctrica, y a aquellos que incentivan el autoconsumo y el almacenamiento con energías renovables. En concreto, destaca la oportunidad que representan para promover la economía circular y apoyar inversiones para mejorar la dotación de infraestructuras y capacidades para el tratamiento de residuos electrónicos y baterías.

Relacionado Más del 90% de las empresas electrónicas confía en los sistemas que garantizan el reciclaje de los productos El INTA firma un acuerdo con Recyclia para la gestión de sus residuos electrónicos y pilas

Más noticias

Hicham Kabbaj  DS web
Industria 4.0
Diversificarse hacia sectores como materiales y maquinaria es uno de los principales retos de la compañía en Iberia
Más de 180 firmas expositoras presentarán sus últimas soluciones en máquina herramienta en AMT2023
Encuentros
La nueva feria reunirá a más de 180 firmas expositoras en Barcelona
Sk
Encuentros
Se celebrará en San Sebastián del 29 al 31 de mayo
Norelem Shaft Collars
Productos
Se pueden utilizar como topes fijos o accesorios de sujeción
Yaskawa Motoman
Industria 4.0
Diseño fino y compacto con bajas masas en movimiento
MELTIO Laser calibration system 3
Industria 4.0
El sistema de calibración láser ayuda a los ingenieros en el trabajo de fabricación aditiva
Foto2. Nanoparticulas 2 1669020278
Actualidad
Un equipo de investigación del Instituto de Ciencia de Materiales de Sevilla (ICMSE-CSIC)

Revista Metales & Máquinas

NÚMERO 1 // 2022
Ahora, acceso gratuito a la publicación

Boletín Metales & Metalurgia

NÚMERO 2324 // 2022
Ahora, acceso gratuito a la publicación

Buscador

Empresas destacadas